¡Multimillonarios del mundo, uníos!  (y pagad más impuestos)

¡Multimillonarios del mundo, uníos!  (y pagad más impuestos)

“Un fantasma recorre la academia de los economistas en Europa y Norteamérica: el fantasma de la Justicia Fiscal. Todas las fuerzas de la vieja economía liberal se han unido en Santa Cruzada contra esa amenaza de un riesgo inminente”. Sí, es cierto, avispado lector, comienzo esta entrada al blog parafraseando el panfleto más famoso de la historia de la humanidad, el Manifiesto Comunista de Marx y Engels. No es para menos tal y como están reaccionado nuestros neoclásicos a la provocación de algunos jóvenes economistas, entre los que abundan los radicales franceses. Pretenden que los ricos de verdad vuelvan a pagar impuestos con algo más de proporcionalidad a sus fortunas. Sigue leyendo

Mientras se mixtifique la guerra

Mientras se mixtifique la guerra

Más de un millón de personas han pasado ya por taquilla para ver Mientras dure la guerra, la última película de Alejandro Amenábar sobre la contienda civil española de 1936-39. Es el relato de un doble viaje en un tiempo breve: el del general Francisco Franco, desde Marruecos a Salamanca, hasta erigirse en Jefe del Estado, y el de la gran paradoja que atravesó el intelectual Miguel de Unamuno, desde su apoyo al golpe militar hasta la toma de conciencia de su error y su denuncia de la barbarie en el paraninfo de la Universidad ante las autoridades del nuevo régimen. Sigue leyendo

Economía para una prosperidad inclusiva

Economía para una prosperidad inclusiva

El bigdata tiene sus ventajas. Un análisis multifactorial sobre las condiciones de vida de millones de ciudadanos de Cataluña arroja un resultado que ocupó por unas horas las portadas de los medios de comunicación. En una de las regiones más prósperas de Europa (con 30.000€ de renta per cápita), la brecha de la desigualdad medida en esperanza de vida al nacer entre los más ricos y los más pobres es nada más y nada menos que de 12 años. Quienes duden de la métrica de la desigualdad, aquí tienen un valor que debería sacudir el debate, incluidos los que padecen aparofobia. Sigue leyendo

África para jóvenes economistas

África para jóvenes economistas

En los últimos diez años cerca de trescientos estudiantes del último año de la licenciatura, o el Grado, en Economía de la Universidad Pública de Navarra han cursado conmigo una asignatura sobre la Historia Económica del África Subsahariana, desde la colonización y los procesos de independencia hasta el presente. Este ha sido su contenido bajo la denominación de Historia Económica III y del itinerario sobre “Desarrollo Económico”. Está siendo una de las experiencias docentes más apasionantes en las que he participado. Sigue leyendo

Back to the future? Por un nuevo contrato social

Back to the future? Por un nuevo contrato social

Un fantasma recorre Europa, el nacional populismo. Ya casi nadie pone en duda que sobre los escombros de la Gran Recesión se alza la brecha de la desigualdad y que el “algo va mal” de 2008 ha mutado en un “algo va peor” diez años después. El riesgo para una Unión Europea, debilitada por el triple envite de la globalización, de la revolución tecnológica del mundo digital y del triunfo del liberalismo libertario, va en serio. Sigue leyendo

¿Hubo una revolución en 1968?

¿Hubo una revolución en 1968?

Una vez más el cumpleaños del Mayo francés ha vuelto a enredarse en el laberinto del desprecio y la admiración. Como si medio siglo hubiese pasado en balde y no estuviese todo ya dicho. Ni revuelta de pijos universitarios, ni ‘espíritu flower-power’. Detractores acérrimos al margen, hay un cierto consenso entre sociólogos e historiadores de que lo que explotó y se agotó como revuelta tuvo efectos transformadores a muy largo plazo. Sí, hubo una revolución. Repasaré algunas de las piezas de su narrativa y sus paradojas para observar si esto fue efectivamente así. Sigue leyendo

Retorno al bucle de la guerra nuclear

Retorno al bucle de la guerra nuclear

El que faltaba. Vladimir Putin se ha sumado a la puja exhibicionista de a ver quién tiene el misil atómico más grande. El cruce de amenazas y ensayos nucleares entre los otros dos populistas alfa debería preocuparnos tanto, o más, que las escaramuzas de guerra comercial. Lejos de causar alarma, la cuestión del peligro de “destrucción mutua asegurada” es despachada en la pantalla de los medios de comunicación como un ingrediente del delirio ideológico en que parece haberse instalado el siglo XXI. Y, sin embargo, la historia económica y tecnológica de la carrera de armamentos, nos advierte de que hay que tomársela en serio. Sigue leyendo

Francolandia no está en los mapas

Francolandia no está en los mapas

El conflicto catalán ha tenido como efecto perverso, dentro y fuera de España, el sacar a pasear el cadáver del general Franco, una vez más. Se confunden las insuficiencias de nuestra democracia con la metonimia que hunde sus raíces en la que fue la dictadura más longeva y tenebrosa del sur de Europa en el siglo XX. Para algunos, seguimos viviendo en una especie de Francolandia. Vamos, que una versión castiza del país de Nunca Jamás se ha sumado ahora a la cartografía fantástica de Stevenson, Swift, Carrol, Tolkien y compañía. Sigue leyendo

¿Por qué se suicidan las naciones? (algunas)

¿Por qué se suicidan las naciones? (algunas)

Este interrogante es mucho menos amable del clásico de “por qué unas naciones son ricas y otras pobres”, en la senda de Adam Smith, o del exitoso “por qué fracasan los países” de Daron Acemoglu y James A. Robinson, o del “por qué el auge desemboca en el declive de las grandes potencias”, que lanzó hace ya tres décadas Paul Kennedy. No lo oculto. Su rotundidad remite al vértigo de lo que está pasando ahora mismo aquí cerca, como si la historia de repente se hubiese acelerado y perdido el autocontrol. Sigue leyendo

Los Pujol y el tipo de cambio

Los Pujol y el tipo de cambio

Parece un hecho incontrovertible que la familia Pujol pertenece a la galería hispana (con perdón) de las fortunas fáciles. La colusión entre el poder político y los negocios, y un marco institucional que alimente conductas oportunistas para los bien situados son algunas de las explicaciones que se han dado sobre el capitalismo de amiguetes. Son fortunas fáciles, pero no exentas de riesgo (como el de acabar en la cárcel y desprestigiado por los siglos de los siglos). Sin embargo, el azar en algunas ocasiones brinda su dosis de suerte a este tipo de jugadores. Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: