En positivo

En positivo

El tipo de interés anual del mercado interbancario de la Eurozona, más conocido como EURIBOR a 12 meses por sus siglas en inglés, se situó al cierre de la jornada del pasado martes 12 de abril en el 0,005%. Por primera vez desde el 4 de febrero de 2016 este indicador alcanza valores positivos (¡han pasado más de 6 años!). Además, la subida hasta cotas positivas ha sido bastante rápida. Este año 2022 comenzó con el EURIBOR en el entorno del -0,5% y, en algo más de 3 meses, se ha producido una subida de 50 puntos básicos hasta la tasa en la que se encuentra actualmente.

¿A qué se debe este cambio de tendencia? El motivo fundamental es el anuncio en diciembre de 2021 del inminente final del programa de compras de activos financieros en el mercado secundario del Banco Central Europeo (BCE) y la consiguiente previsión generalizada de futuras subidas de tipos de interés. Más concretamente, el tipo principal de refinanciación disponible para las operaciones de los bancos comerciales de la Eurozona con el BCE (actualmente en el 0%) podría llegar a tener 2 subidas de 25 puntos básicos (0,25%) a lo largo de este año. Al menos esta es la expectativa que se recoge de la actividad del mercado interbancario con las recientes subidas acumuladas de 50 puntos básicos. Tras la reunión del consejo de gobierno del BCE del 14 de abril, la presidenta Christine Lagarde confirmó que este verano finaliza el programa de compras de activos (fundamentalmente deuda soberana), aunque no lanzó ninguna señal concreta sobre cuándo se producirá la primera subida de los tipos oficiales. Recordemos que las políticas monetarias expansivas de tipos de interés muy bajos y compras masivas de activos fueron la reacción de los bancos centrales de los países avanzados tras la crisis financiera de 2008, se mantuvieron durante la época de la gran recesión (2009-2011) y la crisis de deuda soberana (2012-2015) y se habían intensificado con la pandemia del COVID-19.

¿Hasta dónde podría llegar la subida de tipos? Dependerá tanto de la evolución de la tasa de inflación como de la repercusión que vayan teniendo las subidas iniciales de tipos sobre la prima de riesgo de la deuda soberana. Si la tasa de inflación anual de la Eurozona se mantiene en el entorno del 7,5% actual, el BCE se verá más presionado para acelerar las subidas de tipos y efectuarlas con diferenciales por encima de los 25 puntos básicos. El BCE monitoriza la evolución del tipo de interés real (el resultante de restar la tasa de inflación al EURIBOR) para tratar que se estabilice en valores razonables durante los vaivenes de los ciclos económicos. Si los activos financieros libres de riesgo proporcionan esta tasa de rentabilidad real entre el 1% y el 2% anual, el banco central se entiende que está llevando a cabo una política monetaria neutral porque se trata de valores promediados históricamente. En situaciones con el tipo de interés real positivo y alto (EURIBOR muy por encima de la inflación), la política monetaria es contractiva y puede generarse una recesión por el encarecimiento de la financiación externa. Si el tipo de interés real llega a ser negativo (EURIBOR muy por debajo de la inflación como, por cierto, ocurre en la actualidad con valores cercanos al -8% en la Eurozona y el -10% en España), la política monetaria se considera expansiva al estar desviando el ahorro hacia consumo presente, favoreciendo la escalada de precios y la inflación excesiva.

En este segundo contexto, los tipos de la Eurozona han de ir acercándose hacia la inflación lo suficientemente deprisa como para que se contenga la aceleración de los precios y se evite una espiral inflacionista (no se dispone de mucho margen de tiempo porque los salarios y otros costes de producción paulatinamente van quedando indexados a la inflación observada). La contrapartida está en el encarecimiento de los intereses de la financiación pública y privada, que en países altamente endeudados podría venir acompañada por una subida de la prima de riesgo que alerten sobre la posibilidad de entrar en suspensión de pagos. También la financiación a tipo variable resultaría más costosa (por ejemplo, las hipotecas referenciadas al EURIBOR).

En principio, la inflación favorece a los deudores porque provoca una disminución del valor real (en poder adquisitivo) de la cantidad adeudada. Pero si viene acompañada por tipos de interés crecientes, las nuevas emisiones serán a un coste mucho mayor, sembrando dudas sobre la capacidad de los gobiernos o el sector privado para hacer frente a los pagos a sus acreedores.

Además de la incertidumbre sobre el efecto de la subida de tipos, el episodio de alta inflación que hemos padecido en el último año depende fundamentalmente de factores que escapan al control del BCE (encarecimiento de la energía, problemas en el transporte y suministro de materias primas y componentes intermedios, invasión de Rusia en Ucrania, etc.) y cuya predicción a futuro resulta muy compleja. En cualquier caso, tanto la magnitud como la persistencia de las tasas de inflación observadas obliga a un giro de timón del BCE y al inicio de una fase de tipos de interés alcistas. Acabaron los estímulos monetarios, se eleva la curva de tipos y se pretende recuperar la normalidad en las condiciones de financiación para bancos, empresas y familias. Ha pasado mucho tiempo y muchas cosas con un EURIBOR plano y en valores negativos. La vuelta a la normalidad en el mundo financiero será complicada, tendrá que diseñarse de una forma gradual y deberá adaptarse a una cambiante coyuntura. Mi deseo y, seguramente también el de la mayoría, es que el calendario de subidas de tipos del BCE funcione, y nos movamos hacia un escenario en 2023 con tasas de inflación en descenso hacia valores aceptables (alrededor del 2% anual) sin tener que pasar por otra crisis de deuda más.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: